jueves, 7 de enero de 2016

Las hallacas de la felicidad | MiroPopic.com

Misión Gula de Miro Popic Las hallacas de la felicidad



17-12-15


José Ignacio Cabrujas escribió en El Diario de Caracas, el 7 de julio de 1991, que será sometido a escarnio público quien defina a la hallaca como un plato demostrativo del proceso de integración cultural. Sin temor a su sentencia, me atrevo a escribir hoy que la hallaca es un sabor unánime, quizá el único en el país. Y ante la duda razonable de si somos lo que comemos o comemos lo que somos, podemos sostener taxativamente, sin vacilaciones ni dudas: ¿Desde cuándo somos venezolanos? ¡Desde que comemos hallacas!


Plato único
La venezolanidad de la hallaca no se discute. Se puede discurrir sobre el origen de sus ingredientes y lo heterogéneo de su composición, sobre lo complejo de su elaboración, incluso sobre la ascendencia mesoamericana del concepto de pastel envuelto en hojas, o la etimología de la palabra, pero no sobre su simbología y ritualidad que la convierten en el plato nacional, emblema de la gastronomía venezolana, suma de lo que somos, de lo que comemos, y síntesis de lo que podemos ser. 




Ver mas... Las hallacas de la felicidad | MiroPopic.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada